Titulo Seccion

Es cosa seria

Thursday 15 January 2015

Es cosa seria
.
.
.

Texto y fotos: Estevan Vázquez @EVazquezAXP, desde Las Vegas, Nevada, EEUU.

 

Tener la oportunidad de dar unas cuantas vueltas libres en un circuito cerrado a bordo del nuevo Corvette Z06 es una de las mejores experiencias que un periodista automotriz puede vivir. Viajamos a la ciudad de Las Vegas y después un poco más al norte hacia el desierto de Nevada para conocer oficialmente este súper auto deportivo estadounidense que tiene la capacidad de competir y conquistar a varios modelos europeos por sus prestaciones y la manera en que realmente se puede utilizar tanto en la pista como en la calle.

La potencia de 650 hp no es poca cosa, se tuvo que utilizar un supercargador en el ya de por sí potente LT4 V8 de 6.2 litros para cumplir y hasta superar las expectativas de los ingenieros de Chevrolet, quienes orgullosamente nos presentaron casi pieza por pieza cada uno de sus componentes como el mismo motor, las llantas y sus diferentes compuestos, los frenos de acero y carbono-cerámicos, la estructura de aluminio, escapes de titanio, transmisión automática de ocho velocidades y la carrocería de fibra de carbono y hasta los paquetes aerodinámicos opcionales que forman parte del Z07 Pack que aumenta las prestaciones gracias a que hace aun más ligero al auto y le agrega fuerza aerodinámica que se traduce en agarre extra a la hora de conducirlo al límite, cosa que es recomendable si se es amante de la adrenalina y sobre todo de los estridentes sonidos clásicos de un auto estadounidense de altas prestaciones.

El selector de modo de manejo es el que hace toda la diferencia de qué tanto se explota el potencial del Z06, por ejemplo, en modo Eco -aunque no lo crea, tiene uno  los escapes se cierran, la transmisión suaviza la entrega de potencia con ayuda del diferencial electrónico, la dirección se suaviza al igual que la suspensión y desactiva cuatro cilindros cada vez que se suelta el acelerador para maximizar el rendimiento de combustible. Del otro lado de la escala se encuentra el modo Track -entre uno y otro se encuentran: Weather, Touring y Sport  que coloca todos los sistemas en modo extremo. Al unísono la suspensión endurece, la transmisión se afina, el escape cambia de octava y de volumen, y la dirección se convierte en un "escalpelo" de curvas. ¡Cuánto grip! Ni siquiera las llantas rechinan cuando se encuentran a temperatura ideal, no hay balanceo e incluso al acelerar para salir a fondo de una curva interviene el control de estabilidad y de nuevo el diferencial electrónico para evitar perder tiempo y compostura. Asombroso.

Al interior nos recibe un deportivo lujoso con equipamiento de confort, infoentretenimiento y buena calidad de materiales que invitan a realizar cualquier tipo de recorrido. El toldo es removible (además de una versión convertible) y se guarda en la cajuela, y estamos listos para salir. Tanto la transmisión manual de siete o automática de ocho velocidades presentan una calibración casi perfecta para aprovechar cada hp y cada libra de par disponibles a cualquier régimen, de hecho se puede acelerar a fondo en cualquier cambio cuando se maneja el manual y el Corvette responderá con una ráfaga de torque hasta que el tacómetro alcance las 6,500 rpm.

A diferencia de los muscle-cars como el tan comentado Challenger o el nuevo Mustang que son escaparates del "American way of life", el Corvette ha conquistado las pistas internacionales de LeMans, Silverstone, Hockenheim y muchas más, arrasando con campeonatos de constructores y pilotos dentro de la categoría WEC.

Una historia que inició en 1963 ha llegado a su expresión más importante, gracias a la tecnología, a la utilización de materiales y aleaciones y a la continua baja de precios en la gasolina en EEUU.

Pronto lo veremos en México y cuando se trate de conquistar la altitud y el pavimento local y entonces habrá nuevas anécdotas e historias que contar que seguro sucederán a menos de 60 km/h.

Mientras tanto nos quedamos con el recuerdo de haberlo probado primero para México y que ha sido una experiencia inolvidable. Tanto, que ni siquiera tuvimos que mencionar la infame ciudad de Las Vegas para complementarlo.

Es cosa seria
Es cosa seria
Es cosa seria
.
Diciembre 2016
imagenRevista
Año 10 No.125
FORD RAPTOR
IMPARABLE
CHRYSLER PACIFICA
RENACE LA MINIVAN
Facebook
Twitter
hr