Titulo Seccion

Mazda3 desde las entrañas

lunes 02 enero 2017

Mazda3 desde las entrañas
.
.
.

LOS RECORRIDOS DENTRO DE LAS FÁBRICAS SON SIEMPRE INTERESANTES, LA MANERA EN QUE SE COORDINAN LAS ACCIONES ES FASCINANTE; LOS AUTOS, SON UN EJEMPLO DE PRODUCCIÓN DE MÁXIMA CONCENTRACIÓN Y CALIDAD.

Texto y Fotos: Oscar Sanabria, desde Salamanca, Guanajuato.

La planta de Mazda en Salamanca, Guanajuato, se ha convertido en cuna de nuevas generaciones después de cinco años; tecnología, manufactura de clase mundial y un sentido nacionalista indescriptible rodean los autos que salen de ella. Las dimensiones son portentosas y alberga en un territorio inmenso las naves dedicadas a la producción de motores, pintura, armado y montaje. La maniobra consta de 5 mil 200 trabajadores y muchas horas a tiempo pleno para alcanzar metas de hasta 400 mil unidades producidas para el 2016 después de dos años de trabajo en la línea de producción. Los procesos flexibles así como la cultura de trabajo hacen que Mazda se posicione como una empresa de alto desempeño y calidad.

Esta operación fabril ha sido un marco de referencia también para los 11 años de actividad comercial en México que ha logrado colocar más de 54,000 unidades el último año y ha acumulado más de 350,000 clientes.

Con espacios dedicados a la mano de obra directa, los autos de Mazda y Toyota que se ensamblan en estas líneas de producción cursan además a través de procesos de calidad e intervención robotizada en puntos de soldadura y colocación de alta precisión. Las pruebas de calidad son constantes y desde los talleres de pintura hasta la pista de manejo donde se someten a los vehículos a diferentes condiciones de pavimento a los vehículos, la calidad está garantizada.

EL MÁS QUERIDO

Lo conocimos en 2004 y llegó a México en 2005. Rápidamente se colocó en la lista de los preferidos en el segmento de compactos y se han vendido más de 4 millones de unidades en el mundo. Un éxito rotundo.

Precisamente fue en las pistas de prueba de Salamanca que conocimos por primera vez el Mazda3 2017. Este importante modelo, en sus tradicionales versiones hatchback y sedan, se actualiza por dentro y fuera con detalles que lo hacen más confortable y preciso al manejar. Por fuera las líneas de expresión son estilizadas, parece haber crecido y madurado; la parrilla en la parte frontal y los faros en forma de alas le cambian el aspecto y resaltan su carácter dinámico. Tiene rines de 18 pulgadas y las líneas laterales tienen más longitud y estabilidad. Para dejar clara la impresión de tamaño, las ruedas lo hacen ver más robusto. El hatchback tiene un trazo más bajo y parece más estable. Los espacios dentro del auto son más comodos para portar objetos o botellas, la conectividad y la visibilidad son factores clave y sobre todo la seguridad.

El funcionamiento del motor y el del chasis a través del sistema G-Vectoring Control logran acoplar las fuerzas de aceleración laterales y longitudinales de manera armónica. El auto responde bien y mejora significativamente en el comportamiento en curvas. La promesa de valor es cuidada y valdrá cada peso que pagará por el vehículo.

Mazda3 desde las entrañas
Mazda3 desde las entrañas
.
Facebook
Twitter
hr