Titulo Seccion

Hyundai y KIA desarrollan transmisión predictiva

jueves 20 febrero 2020

Hyundai y KIA desarrollan transmisión predictiva
.
.
.

Hyundai Motor Company y Kia Motors Corporation anuncian que han desarrollado el primer sistema de cambio conectado ICT (Information and Communication Technology) predictivo del mundo, permitiendo que el vehículo cambie automáticamente a una marcha óptima después de identificar las condiciones de la carretera y el tráfico que se presente.

Si bien las tecnologías utilizadas para cambiar automáticamente dependen de las preferencias de los conductores, como el modo Smart Drive disponible en la mayoría de los modelos actuales de ambas marcas, el sistema de cambio conectado ICT es el primero que cambia automáticamente la marcha de acuerdo con las condiciones de la carretera y el tráfico.

Este sistema utiliza un software inteligente en la Unidad de Control de Transmisión (TCU, por siglas en inglés) que recopila e interpreta la información en tiempo real de las tecnologías subyacentes, incluida la navegación 3D equipada con un mapa preciso de la carretera, así como cámaras y radares para un control de crucero inteligente.

La entrada de navegación 3D incluye elevación, curvatura y una variedad de eventos de la carretera, así como las condiciones actuales del tráfico. El radar detecta la velocidad y la distancia entre el vehículo y los demás, y una cámara con mira hacia adelante que proporciona información sobre el carril.

Utilizando todas estas entradas, la TCU predice el escenario de cambio óptimo para situaciones de conducción en tiempo real, a través de un algoritmo de inteligencia artificial y cambia las marchas en consecuencia. Por ejemplo, cuando se espera una desaceleración relativamente larga y el radar no detecta irregularidades de velocidad con el auto de adelante, el embrague de la transmisión cambia temporalmente al modo neutral para mejorar la eficiencia del combustible.

Cuando se realizaron pruebas con un vehículo conectado por ICT en una carretera muy curva, la frecuencia de los cambios en las curvas se redujo en aproximadamente un 43 por ciento en comparación con los vehículos sin el sistema. En consecuencia, el sistema también redujo la frecuencia de operación del freno en aproximadamente un 11 por ciento, minimizando así la fatiga de conducción y el desgaste del freno.

Cuando se requería una aceleración rápida para ingresar a una vía rápida, el modo de conducción cambió automáticamente al modo deportivo, lo que facilitó la incorporación a la vía. Después de adaptarse al tráfico, el vehículo regresó automáticamente a su modo original, lo que permite una conducción segura y eficiente.

El sistema también está en línea con la tecnología autónoma. Además, proporcionará una mayor eficiencia de combustible y una experiencia de conducción estable, al ofrecer un rendimiento mejorado en respuesta a las condiciones de la carretera y el tráfico en tiempo real.

Hyundai y KIA desarrollan transmisión predictiva
.
Facebook
Twitter
hr